Nuevo exhibición de Marquis en Singapur

Nuevo exhibición de Marquis en Singapur

Nuevo exhibición de Marquis en Singapur 150 150 TURRI

Una nueva exhibición en el Lejano Oriente

Durante más de 18 años, la sala de exhibición histórica Marquis ha albergado lo mejor del diseño europeo e italiano en su edificio de 2000 metros cuadrados ubicado en el corazón de Singapur. Esta extraordinaria exposición del gusto y estilo occidental, puente comercial fundamental no solo con el sudeste asiático, sino con todo el Lejano Oriente, ha firmado recientemente un acuerdo con Turri para incluir el nombre entre sus marcas de lujo.

Ya es bien conocido el camino de cambio estilístico que ha emprendido Turri para satisfacer los gustos y las necesidades de las nuevas generaciones, más “globales” y cosmopolitas que las anteriores. Entonces, ¿qué mejor lugar de Singapur, una ciudad global y cosmopolita por excelencia, que también comparte con la empresa una especie de “doble alma” ? Por un lado, la larga historia, compuesta, tanto en el caso de la ciudad como de Turri, de tradiciones y valores culturales esenciales, por otro lado, el sabor internacional, la mezcla de estilos e inspiraciones, el impulso constante hacia la innovación y el futuro.

Así, aunque ya cuenta con una fuerte presencia en los mercados asiáticos, especialmente en China, Turri refuerza su presencia en Oriente gracias a la colaboración con Marquis Furniture. En los 150 metros cuadrados dedicados a la marca se exhiben algunas colecciones recientes y otras más icónicas, como para reafirmar, de manera reconocible, ese camino de cambio y esa apertura al gusto contemporáneo que tiene sus raíces en una identidad artesanal consolidada. Es interesante la elección de la colección Eclipse para la zona de dormitorio, tan tranquilizadora y acogedora con sus formas circulares, o la de la colección Melting Light para el salón y el comedor. Este, diseñado por Frank Jiang, es sin duda una línea de mobiliario que incarna el espíritu cosmopolita tanto de la empresa como de Singapur, con un estilo en perfecto equilibrio entre Oriente y Occidente. Por último, el salón de la colección Milano, diseñado por Studio SBGA | Blengini Ghirardelli, se convierte en símbolo de la italianidad gracias a la evidente inspiración de la ciudad de Milán, un centro cultural y económico con sabor internacional.

Incluso en una fase de emergencia global, la posibilidad de abrir una nueva exhibición en Extremo Oriente no es más que una confirmación de la confianza que Turri otorga y obtiene de los mercados. Una mirada optimista hacia el futuro, consciente de que el mobiliario es una inversión a largo plazo como nunca antes y el diseño italiano un plus indispensable para mejorar el confort de la vivienda y, por tanto, la calidad de la vida.